Publicado el Deja un comentario

Los 7 destinos más caros del mundo

Muchas personas a principios de año se encargan de planear sus vacaciones, destinos soñados, días de relax y de olvidarse que la palabra dieta existe son algunos de los aspectos que muchos consideramos al elegir nuestro próximo destino.

Sin embargo, el presupuesto generalmente es el que tiene la última palabra. Por eso los destinos baratos son los más comunes en las búsquedas de Internet, pero, si estas buscando lujo y exclusividad para tu próximo viaje no puedes ignorar estos lugares. ¿Quieres conocerlos?

Si bien la pandemia del coronavirus ha trastocado la economía a nivel mundial estos países se han considerado lugares paradisíacos o VIP desde hace muchos años atrás y aún lo siguen siendo.

Suiza, y sus increíbles Alpes Europeos

En todos los aspectos a considerar,  viajar a Suiza es caro. Este país montañoso de Europa Central cuenta con varios lagos, aldeas, infraestructuras modernas en Zúrich y por supuesto lo Alpes Suizos, que lo hacen un destino turístico de lujo.

Entre los lugares más conocidos y hermosos que puedas visitar se encuentra el jet d’eau en Ginebra, una fuente con un chorro de agua que alcanza los 140 metros de altura. Aunque, si eres más de visitar lugares antiguos y llenos de historia debes ir al Castillo de Chillon a orillas del lago Lemán, la Torre de Reloj en Berna, la Iglesia de Fraumünster en Zúrich o visitar los mejores museos en Basilea como el Museo de Arte, el de la Fundación Beyeler, el Tinguely o el Museo de la Música.

Viajar a Suiza viene con un gran costo, la mayoría de los turistas gastan entre 1.500 y 2.000 Euros. Los vuelos al país no son para nada económicos, igual que los hoteles que tienen un gasto promedio de 230 Euros por noche.

Atributos que lo convierten en un destino único pero de una sola vez en la vida.

Francia, y la capital del amor

Paris, se puede visitar con poco dinero pero también con  muchas restricciones. Esta ciudad puede llenarse de lujos teniendo en cuenta que alojarse en el Ritz, comprar en la Place Vendome y comer en los restaurantes de moda tienen un alto costo en la capital francesa.

Cuando piensas en Francia piensas en La Torre Eiffel, con sus 300 metros de altura que atrae a 7.1 millones de turistas cada año. Pero, París no es sólo esto, la ciudad de las luces también está llena de cultura y monumentos históricos que debes visitar, como la Catedral de Notre Dame, el Arco del Triunfo, el Museo de Louvre, la Opera Garnier, la Basílica del Sagrado Corazón y muchos más.

Desafortunadamente, se encuentra en esta lista ya que los vuelos y los hoteles son muy costosos. Una noche en París puede costar 650 euros. Sin mencionar los restaurantes, comida exquisita pero donde puedes llegar a gastar desde 150 a 500 euros en un plato.

¡Tranquilo! Siempre puedes sentarte en los jardines de la Torre Eiffel para disfrutar de un picnic y un buen vino.

Noruega, el reino de las auroras boreales

Se encuentra en esta lista al igual que los tres países anteriores por el costo de los vuelos y hoteles. Recibe un promedio de 4,7 millones de turistas anuales quienes invierten alrededor de 1000 euros en su viaje.

Aquí, no puedes perderte los museos en Oslo, los paisajes que te quitan el aliento en Nofoten, Nordland y Bergen con sus fiordos occidentales. Además de ir a Tromsø, la capital del Ártico donde puedes ver la aurora boreal, el sol de medianoche, avistar ballenas o disfrutar de condiciones perfectas para hacer esquí de travesía en la zona.

El promedio de una habitación es de 140 euros por noche, pero si planificas tu viaje con anticipación, seguro que puedes reducir muchos costos.

Hong Kong, una ciudad que nunca duerme

Llena de rascacielos es una ciudad ubicada al sureste de  China ideal para los amantes de ciudades, las compras y el modernismo. Es un lugar donde puedes ir a la playa o a un museo, a visitar jardines tranquilos o degustar comida cantonesa en bares nocturnos, cruzar de Kowloon a la isla de Hong Kong en barco o subirte a las escaleras mecánicas más largas del mundo.

Aquí, puedes hacer lo quieras. Hong Kong es una ciudad cara pero realmente lo vale, y si te organizas con tiempo puedes encontrar platos de comida por 10 euros y habitaciones compartidas por 15 euros, así como también puedes ir a grandes restaurantes y pagar 100 euros por un plato o a un hotel de lujo y pagar 150 euros la noche.

Nueva York, para los amantes de la compras

La gran manzana, es el destino para vacaciones soñadas de muchos. Para esta ciudad también aplican los altos costos de los vuelos y el alojamiento, encontrar un hotel barato aquí no es tarea fácil.

Además, debes tener en cuenta las entradas a los lugares más conocidos como la Experiencia en el Empire State Building, el Museo Americano de Historia Natural, el Museo Metropolitano de Arte, visitar la Estatua de la Libertad, entre otros.

Incluyéndole a esto, el transporte, comidas y otros gastos menores, un turista promedio puede gastar hasta 1000 euros por este viaje de una semana. 

Y no olvides visitar el Central Park o la Quinta Avenida para tus compras.

Bahamas, un paraíso tropical

Conocido como uno de los principales archipiélagos del Mar Caribe que cuenta con cerca de 700 islas, cayos e islotes. Las Bahamas son mundialmente conocidas por ser uno de los destinos turísticos más caros del mundo, un refugio exclusivo alejado del ruido de las ciudades.

En Nasáu, Freeport y Dunmore Town, las principales ciudades en Las Bahamas puedes encontrar hoteles 5 estrellas, restaurantes con los mejores y más frescos mariscos y pescados que puedas probar, yates de 4 pisos y agencias de tours para los amantes de los deportes acuáticos extremos.

Sin contar las playas de arena blanca y agua cristalina. Es un viaje costoso pero sin duda vale mucho el ahorro.

Reino Unido, la cuna de Shakespeare y Los Beatles

Nuestro último destino turístico, que atrae anualmente unas 31 millones de personas que gastan en promedio unos 1.500 euros.

A pesar de esto, es un país que te ofrece una amplia gama de opciones en cuanto a alojamiento y, si compras los boletos con bastante antelación podrías ahorrarte unos cuantos euros.

Londres es una ciudad que debes visitar, sin embargo tanto el transporte como los espectáculos son caros, rondando los 100 a los 500 euros. Edimburgo y su casco histórico, Glasgow y sus teatros, Manchester, Canterbury y más convierten al Reino Unido en un destino de lujo único.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *